Buscar Especialista

26 de julio de 2018

EL HOSPITAL BEATA MARÍA ANA FIRMA UN ACUERDO CON FOUNDATION MEDICINE PARA LA IDENTIFICACIÓN DE ALTERACIONES GENÓMICAS QUE INCIDEN EN EL CÁNCER

Disponer del perfil genético del paciente resulta muy valioso para contar con una posible orientación en el abordaje de tumores de origen desconocido; es decir, en aquellos casos en que se presentan metástasis, pero no se conoce el origen del tumor.

La Foundation Medicine cuenta con pruebas validadas para evaluar el perfilado genómico integral para diferentes tipos de cáncer, y sus resultados son entregados después a los médicos con el fin de orientar sus decisiones en el tratamiento de cada paciente. 
 
El acuerdo suscrito por el Hospital Beata María Ana se circunscribe al programa FoundationONE, que se encamina al análisis genómico para tumores sólidos, y en la práctica abrirá a los pacientes, siempre de forma individualizada, la posibilidad de someterse a esta prueba bajo la orientación del equipo facultativo.
 
Según criterio médico, las pruebas se suelen ofertar a pacientes que presentan una reincidencia de la enfermedad (lo que se conoce como recidiva) o a los que no se puede realizar una biopsia convencional por riesgo, como ocurre con los pacientes de edad avanzada. 
 
Disponer del perfil genético del paciente resulta muy valioso para contar con una posible orientación en el abordaje de tumores de origen desconocido; es decir, en aquellos casos en que se presentan metástasis, pero no se conoce el origen del tumor. Además, al perfil genético le acompaña un cuadro de sensibilidad a citostáticos, que informa a los doctores de aquellos fármacos a los que es sensible el paciente y a cuáles no.
 
El programa FoundationONE se apoya en una moderna herramienta de análisis genómico capaz de generar información genética que ayuda a entender mejor cada tumor. Su diseño está pensado para brindar información que sirve de fundamento al médico para seleccionar el tratamiento, además de facilitar la búsqueda de posibles estudios clínicos. 
Hasta la fecha, los datos de FoundationONE han identificado alteraciones genómicas clínicamente relevantes en 9 de 10 pacientes ampliando las opciones de tratamiento para pacientes que presentan cáncer metastásico y recurrente, especialmente cuando las opciones de tratamiento estándar se han agotado o las posibilidades de fallas terapéuticas son elevadas